domingo, 8 de octubre de 2017

Blade Runner 2049 (2017)

Treinta años después de los eventos del primer film, un nuevo blade runner, K (Ryan Gosling) descubre un secreto  oculto que podría acabar con el caos que impera en la sociedad. El descubrimiento de K le lleva a iniciar una búsqueda de Rick Deckard (Harrison Ford), un blade runner al que se le perdió la pista hace 30 años.

En BLADE RUNNER 2049 , Denis Villeneuve tiene el control de un proyecto que básicamente era algo complicado,ya  que incluso el propio Ridley Scott trabajó en varios cortes de la original de 1982, encontrando el equilibrio justo en 2007 en su definitiva “Final Cut. Si Villeneuve logró hacer una película que estuviera a la altura del original, ¿le gustara al público moderno? No olvidemos, que la original fue un fracaso en cines, sólo ganando el título de culto unos cuantos años después.


Para su propio crédito como director, Villeneuve crea una película que es fiel en muchos sentidos al original, y que no se convierte en el engaño de ser un "blockbuster" para conseguir éxito en taquilla, con acciones usadas con moderación y preguntas existenciales de la original,que obtienen sus respuestas. Aunque defectuosa en algunos aspectos,es también una película que, exige una revisión en un futuro para lograr captar todos sus matices.


Aparte de lo explicado en la sinopsis, es mejor ir a ver BLADE RUNNER 2049 sin saber nada en absoluto, y, cualquiera que intente destripar la trama en una crítica, me parece una acción muy de “canalla”. Es una película misteriosa (con muchas preguntas por el camino) y provocadora que es manejada brillantemente por el director Denis Villeneuve , que infunde a la película  la cantidad justa de melancolía e intensidad. Esta no es la misma película que BLADE RUNNER, y no es BLADE RUNNER  con más acción para un público moderno. En todo caso, 2049 es más reflexiva, más filosófica, que su predecesora. El problema principal de la película es que requiere paciencia de sus espectadores, lo que es bueno para las personas que aman las películas que no son todo prisas, pero quizás el guion tiene altibajos sobretodo en su segundo acto en donde se da demasiadas vueltas para llegar a un mismo punto y el ritmo no tira hacia adelante, llegando a ser bastante desesperante. Esto no quiere decir que la película no sea emocionante a varios intervalos; se abre con una escena potente y se cierra con una secuencia muy lograda. Hay escenas a lo largo de todo esto que provocan un temor extraño y escalofríos sutiles, pero en general 2049 es una película tranquila y reflexiva; desarrollando a sus personajes y sus motivos personales que tener una secuencia de acción cada cinco minutos.


El director de fotografía Roger Deakins es probablemente lo mejor de la película. Cada fotograma de 2049 es una maravilla a la vista, con algunas escenas que son brillantes, vibrantes y coloridas, y otras que son sombrías y grises. No importa lo que pienses del producto final, no puedes decir que no es sea una maravilla visual. Sé que los premios no significan nada, pero si Deakins no gana un Oscar por esto, sinceramente me llegaran a importar una mierda los premios de la Academia desde ese mismo dia.


Ryan Gosling juega en su mejor papel cuando está jugando a ser el tipo fuerte  y silencioso, y que básicamente ha perfeccionado, dando un rendimiento considerable, pero que cuando tiene diálogos más largos, se nota que sigue siendo un actor poco “carismático” en lo que a expresión se refiere. Por su parte, Harrison Ford  crea un Deckard que es obviamente más viejo, más cansado y más cínico (si es posible) de lo que era en la primera película, y Ford no tiene problemas para jugar ese papel (aunque se le ve un poco cansado en momentos, como si no supiera ni donde está). Ana de Armas  esta encantadora y preciosa, pero su personaje tiene los momentos más lentos en el ritmo de la película (donde quizá, habría que haber utilizado la tijera en el montaje) y para aquellos que se preguntan por Jared Leto, tiene un personaje muy interesante, pero que debido al guion está muy desaprovechado, siendo una autentica lastima (mas Leto y menos Ana de Armas hubiera sido un buen equilibrio).


En definitiva y resumiendo: BLADE RUNNER 2049 es una película inmensamente convincente, que seguramente dividirá a ciertas audiencias, lo que es perfecto para crear debates interesantes entre los espectadores. Un trabajo serio y sorprendente de parte del director Villenueve, con una fotografía excepcional y un score de Hanns Zimmer y Benjamin Wallfisch que es sublime (vale, no se puede comparar con Vangelis, eso ya es una obra maestra).Reitero que su problema principal son sus excesivos 163 minutos en donde a veces dar mil vueltas para llegar al mismo punto no es sinónimo de inteligencia. Como secuela funciona y merece totalmente verla en pantalla grande, pero,es imposible superar a la original.

1 comentario:

  1. Yo creo que hay que evitar comparaciones. Pero me ha parecido fascinante, salí del cine sabiendo que había visto algo colosal

    ResponderEliminar