lunes, 6 de agosto de 2018

Gonjiam: Haunted Asylum (2018)


Una compañía de internet decide retransmitir en directo cómo un grupo de gente se adentra en el manicomio de Gonjiam. Para atraer a más espectadores, el espectáculo juega con los participantes, pero todo se complica cuando surge la posibilidad de que haya almas en pena acechando en las sombras.

La llegada  de la película de terror “found footage” sin duda impulsó uno de los movimientos más importantes en el género y su efecto duradero permanece intacto, incluso si el estilo finalmente está desapareciendo poco a poco para no saturar demasiado el mercado. Sin embargo, siempre hay excepciones que merecen la pena y nos llega desde Corea del Sur. En los últimos años, el mercado coreano ha demostrado que puede crear grandes películas de terror (como TRAIN TO BUSAN). GONJIAM: HAUNTED ASYLUM (2018) tiene cualidades admirables que se pueden encontrar en la película, pero también tiene ciertos problemas que ocurren en este género del “Found Footage”.Es una experiencia entretenida en general, pero no una que vaya a estar entre las mejores películas de terror surcoreanas.


GONJIAM le cuesta arrancar en su inicio. La introducción a nuestro equipo de cazadores de fantasmas, algunos de ellos estrellas invitadas en un programa que se transmitirá en vivo para generar ingresos a partir de anuncios, es casi tan genérico como la inclusión de "secuencias divertidas" obvias para generar química. El desarrollo carente de cualquiera de los personajes, en los primeros 10 a 20 minutos, inquieta al espectador, pensando que el resto de la narración va a ser igual y que está ante una pérdida de su tiempo.


Sin embargo, contra viento y marea, la película se fortalece a medida que avanza gracias a unas actuaciones decentes, con un segundo y tercer acto ejecutados de forma impresionante con una manera única y efectiva. La paciencia del espectador se ve recompensada porque la película comienza a “animarse” realmente a los 45 minutos de tiempo y realmente funciona desde ese punto. Incluso cuando obviamente está  utilizando momentos de otras películas de “found footage”, incluyendo una secuencia en el bosque que recuerda demasiado a EL PROYECTO DE LA BRUJA DE BLAIR (1999),pero GONJIAM de alguna manera, crea formas fascinantes para maximizar la tensión e inyectar un poco de terror de influencia asiática a este estilo. En este punto, los sustos son abundantes, la atmósfera es excepcional, y el diseño de edición y sonido es inteligente para asustar al espectador con “Scary jumps” y tensión (la escena en una habitación casi al final, consiguió asustarme de verdad).


En definitiva y resumiendo: Si no fuera por el primer acto forzado y genérico que no logra crear una conexión real con el espectador, GONJIAM: HAUNTED ASYLUM podría haber sido fácilmente una de las mejores películas del año. Cuando el terror comienza a fluir, la película es absolutamente aterradora e inteligente en su sobre el género en el que está construido. Es una lástima que la película requiera aproximadamente la mitad de su tiempo para encontrar el equilibrio y realmente llegar al final. Para los fanáticos del terror, GONJIAM: HAUNTED ASYLUM finalmente a través de sus excelentes segundo y tercer acto logra salir más que airosa de un desastroso primer acto. Solo queda pensar que hubiera ocurrido si el primer acto hubiera sido mejor, porque realmente si el espectador entrega su tiempo, va a tener una experiencia terrorífica.

1 comentario:

  1. Pinta bien. Manicomio abandonado, paredes destrozadas, fantasmas en pijama. Me pones una silla de ruedas chunga y ya me matas.
    El cine de esta gente tiene algunas piezas geniales. La pondremos en la lista :)

    ResponderEliminar