lunes, 20 de junio de 2016

Dioses de Egipto (2016)

-Este 22 de Junio llega a nuestras carteleras DIOSES DE EGIPTO (2016), un largometraje de aventuras ambientada en el antiguo Egipto con el añadido fantástico de contar la historia de la mitología de los Dioses de esa época, también quiero añadir que se abre la temporada de estrenos veraniegos en los cines en donde las superproducciones intentan ganarse un hueco en taquilla, lamentablemente la película de la que vamos a hablar, se abrirá un hueco, pero en el de los mayores fracasos del año.

-La supervivencia de la humanidad pende de un hilo al tiempo que un inesperado héroe mortal llamado Bek (Brenton Thwaites) emprende un viaje para salvar el mundo y rescatar a su amor. Con ello contara con la ayuda del Dios Horus (Nikolaj Coster-Waldau) formando una alianza en contra de Set (Gerard Butler) el despiadado Dios de la oscuridad, que ha usurpado el trono de Egipto, sumiendo en un caos al Imperio.


-DIOSES DE EGIPTO está dirigida por Alex Proyas,el cineasta que marco un estilo en los 90,gracias a películas como EL CUERVO (1994) y DARK CITY (1998) antes de trasladarse a producciones multimillonarias pero con menos inventiva y calidad, como en el caso de la (para mi) horrible YO,ROBOT (2004).Por desgracia parece seguir el camino de su antecesora, donde las ideas parecen escasas en DIOSES DE EGIPTO, una fantasía mitológica que asciende a la friolera cantidad de 140 millones de $ de presupuesto. Incluso aquellos que esperaban viendo el tráiler, una especie de FURIA DE TITANES (2010) sin sentido, pero que entretenía siendo una superproducción decente, vera que es insuficiente lo que tiene para ofrecer el largometraje de Proyas.



-DIOSES DE EGIPTO está escrita por el dúo de guionistas Burk Sharpless y Matt Sazama que ya se cubrieron de “gloria” con el guion de esa esperpéntica película, vehículo de Vin Diesel que fue EL ULTIMO CAZADOR DE BRUJAS (2015) que tiene como objetivo crear una cursi versión de Serie B sobre la mitología Egipcia con acción y añadiendo un humor consciente de la broma que están realizando (para mí no es ninguna broma, estafar al espectador) en el que todo está realizado de una manera nefasta. Similar al tipo de acción de la anteriormente comentada FURIA DE TITANES, la historia bien podría ser un videojuego, ya que básicamente el hilo conductor es ver como los héroes de la película se encuentran con una pelea con un “jefe” una tras otra hasta llegar al Jefe Final, el Dios de la oscuridad interpretado por Gerard Butler. Al mismo tiempo contiene un nivel de sub-tramas excesiva, donde los amoríos de telenovela barata hacen su aparición, en un resultado final donde los ritmos de la historia no funcionan (con escenas aburridas) y que no tiene ni pies ni cabeza en su resultado final, al que solo parece importarle crear unas bases para una posible franquicia, una posibilidad que veo totalmente imposible de llevar a cabo.



-Desafortunadamente, si la historia ya es simple y cursi, incluso con un presupuesto sustancial detrás de ellos, DIOSES DE EGIPTO parece que este rodada en los años 90, debido a un CGI que parece realizado con Windows 95, donde las escenas rodadas con pantalla verde combinan con los actores como si fuera un “pegote” con un fondo de escenarios ya de por si poco convincente y si bien el concepto de los Dioses está bien llevado (son más grandes que la gente normal) y es intrigante, el efecto en la película es torpe y cutre, con un diseño de criaturas que parecen salido de películas como MORTAL KOMBAT (1995) y que da vergüenza ajena.



-Con la controversia de donde han ido a parar los 140 millones de $ con unos efectos especiales tan malos, en el reparto tenemos un equilibrio entre lo bueno y lo malo: El protagonista Brenton Thwaites interpreta al héroe humano Bek con el cliché de “ladrón de buen corazón” y que lamentablemente el actor tiene cero carisma para crear dicho personaje. Gerard Butler parece ser el único que sabe lo que se está rodando, ya que crea en el villano Set, el único personaje interesante de la película, en una sobreactuación de Dios atormentado pero con malvada intenciones. No se puede decir lo mismo de Nikolaj Coster-Waldau que solo puede ser una versión light de su ingenioso Lannister de JUEGO DE TRONOS en su papel de Dios Horus, al que se ve que le faltan tablas para películas de acción o fantasía. Entre los secundarios destacar a Eloide Yunng como Diosa del amor y que nos hace olvidar un poco su papel de Elektra en la segunda temporada de DAREDEVIL y siguiendo con el universo Marvel hablar de Chadwick Boseman (Pantera Negra) como Toht, Dios de la sabiduría que parece sacado de un gag de LOS MORANCOS, el que se titulaba “Pluma Pluma Gay” en una actuación en el que decir excéntrica es quedarse corto. Para terminar Geoffrey Rush como el abuelo de Horus en lo que son las escenas más penosas y cursis de toda la película.



-En definitiva y resumiendo: DIOSES DE EGIPTO es una mala superproducción, aburrida y con unas ideas cursis que si pretendían ser graciosas, puede que al espectador no le haga mucha gracia y solo le provoque el bostezo, donde el director Alex Proyas está en una espiral decadente en su carrera, donde los actores no pueden hacer nada para salvar la película y donde los efectos especiales parecen de la “vieja escuela”. Así que si tienen idea de ir a ver DIOSES DE EGIPTO es mejor pasar de ella para verla “en otra vida”.


No hay comentarios:

Publicar un comentario