Mister Video: RoboCop 2 (1990)


Bajo un cielo carente de ozono y en una época futurista, la policía de Detroit está en huelga, y las peligrosas bandas criminales dominan a la población. La adicción al Nuke, una poderosa y nueva droga es el pan de cada día. La megacorporación OCP -Omni Consumer Products-, en un intento de reforzar su implacable imperio, pretende apoderarse de la ciudad, para su propia explotación privada. El director de la OCP solicita a la doctora Faxx que reprograme a RoboCop, dejándolo incapaz de luchar contra la delincuencia.


El 17 de julio de 1987, ROBOCOP fue estrenada en poco más de 1,600 cines en todo Estados Unidos con un gran éxito de la crítica y un éxito total de taquilla (La producción de trece millones de dólares recaudó más de cincuenta y tres millones en taquilla) No fue una sorpresa que los ejecutivos que estaban en Orion Pictures quisieran una secuela, por lo que a Ed Neumeier se le encargó escribir un guion sobre las aventuras de RoboCop .Y luego, la huelga del Gremio de Escritores de América ocurrió en 1988. Ed Neumeier se unió como piquete, por lo que se le encomendó la tarea de crear un guion, a un entonces desconocido Frank Miller. Inmediatamente considerado “no filmable”, la historia pasó por varias reescrituras, y finalmente se empezó a rodar en el invierno de 1989.
Pasarían casi tres años después del lanzamiento de la original antes de que el público estadounidense pudiera presenciar ROBOCOP 2 (1990), y a pesar de estrenarse en más cines, y con un presupuesto mucho más alto, ganó menos que su predecesora. Supongo que probablemente fue la espera de tres años, lo que perjudicó a la taquilla de ROBOCOP 2, a pesar de ser una película realmente. Incluso hoy parece que es la más ignorada (o la menos comentada) de la franquicia de RoboCop y es una lástima.


ROBOCOP 2 es una secuela divertida que continúa ejecutándose con algunos de los temas de la primera película. La sátira corporativa todavía está aquí, al igual que los anuncios y noticias falsas ocasionales, y la violencia en la película todavía es exagerada. (Tal vez incluso más que en ROBOCOP.) Sin embargo, ROBOCOP 2 tiene una trama muy complicada que podría haber utilizado algunas simplificaciones. En la película original, Murphy muere, se convierte en RoboCop, recupera su personalidad, se venga de su asesinato y derriba a un ejecutivo corporativo corrupto.
Además, esta película actúa como un extraño puente entre la original para adultos y la tercera entrega en 1993 que parecía destinada a los niños. Si bien es bastante violenta y claramente no está destinado a los niños, la película tiene algunas cosas que gustaran a los espectadores más jóvenes. Hay un pequeño equipo de la liga de béisbol que roba una tienda de electrónica y le pegan una paliza al dueño con sus bates de aluminio, y también está Hob, futuro capo de las drogas y estudiante de secundaria.


Interpretado por Gabriel Damon (que tenía unos trece años en ese momento) Hob es un mocoso inteligente y malhumorado con gusto por la violencia, pero todavía es un niño, lo que hace que su intento como nuevo líder del culto Nuke sea bastante ridículo. Pero así es como funciona esta película. Va a lugares que nunca crees que ira, y está temáticamente por todas partes. En un minuto es una película de acción, al siguiente es un drama emocionalmente discordante sobre un hombre encarcelado en un cuerpo robótico. Y justo cuando crees que está a punto de ponerse serio, la película te da una dosis de comedia. Y eso es lo único que destaca de ROBOCOP 2 y que es divertida. Desde los (lo que considero) suicidios tremendamente divertidos por los prototipos fallidos de Robocop 2, hasta las travesuras políticamente correctas con RoboCop reconstruido causadas por sus directrices estúpidas (como ahorrar agua).


La tarea de dirigir ROBOCOP 2, que inicialmente se le ofreció a Paul Verhoeven, se le dio más tarde a Irvin Kershner. Aunque no tenía muchas películas con su dirección en ese momento, sí tenía una película de James Bond en su currículum (NUNCA DIGA NUNCA MÁS). Pero probablemente fue el hecho de que Irvin dirigió EL IMPERIO CONTRAATACA (1980) lo que le consiguió el trabajo, y gracias a Dios por eso. Kershner era un director muy capaz (que lamentablemente falleció en noviembre de 2010), y en ese momento, no creo que nadie estuviera tan calificado como él para llevar esta secuela del cyborg a la pantalla grande. Otra cosa interesante de esta película es que la mayoría de los protagonistas y miembros del reparto de ROBOCOP están de vuelta. Aunque mantiene el casco durante la mayor parte de la película, Peter Weller logra evocar con éxito el patetismo cuando se la quita. Hay un momento desgarrador en el que un abogado de OCP obliga a Murphy a admitir ante una cámara que él es una máquina.


También regresando de ROBOCOP está Nancy Allen como Ann Lewis. Es bueno tener de vuelta a su personaje, pero Lewis realmente no tiene mucho que hacer aquí, aparte de preocuparse por el estado mental de su compañero. Otra cara familiar es el jefe de OCP, quien nuevamente es interpretado por Dan O'Herlihy. Sin embargo, lo extraño aquí es que de repente se ha convertido en un villano, y se ha convertido en un viejo bastardo insensible. Si bien no estoy a favor del cambio, O´Herlihy esta genial y tiene las mejores frases de dialogo. Si bien hay muchas caras conocidas en la pantalla en ROBOCOP 2, un actor en particular era nuevo en el universo RoboCop que es Tom Noonan. Tom tuvo un acto difícil de seguir, porque Clarence Boddiker interpretado por Kurtwood Smith es un villano memorable. Pero creo que hace un gran trabajo como Caín, el drogadicto violento con un "complejo de Cristo". Se compara con Jesús y cree que está siendo perseguido injustamente por intentar darle a la gente un "paraíso". Si Robocop es una alegoría de la muerte y resurrección de Cristo a través de la tecnología moderna, entonces supongo que Caín sería el anticristo.


El regreso triunfal de RoboCop a la pantalla grande no solo atrajo a muchos de los miembros del reparto original, sino también al mismo equipo de efectos que ayudó a que la primera película fuera un éxito. Rob Bottin se unió a la producción para crear la armadura de RoboCop (que fue fabricada con fibra de vidrio en lugar de goma de neopreno), Phil Tippett y su equipo hicieron todos los efectos de stop-motion para Robo-Cain (así como los prototipos suicidas de Robocop 2), y Rocco Gioffre regresó para proporcionar más de sus hermosas pinturas mate. Aunque un buen número del elenco y el equipo se trasladaron de la película de 1987, un cambio importante para ROBOCOP 2 fue la banda sonora, que no fue orquestada por Basil Poledouris. En cambio, el compositor Leonard Rosenman se hizo cargo y propuso una banda sonora bastante satisfactoria.


En definitiva y resumiendo: ROCOBOP 2 es una película extraña, y en realidad tiene éxito con mucha mas frecuencia de lo que falla en ella. Si bien dura 110 minutos y tiene demasiados hilos en la trama, ofrece mucha acción, comedia y nunca el espectador se puede aburrir con ella. También está bien dirigida, cuenta con un gran elenco y nunca se toma a sí mismo demasiado en serio. Si bien muchos pueden estar en desacuerdo conmigo, no puedo evitar que me guste esta secuela loca y a la que tengo mucho cariño.



Comentarios