lunes, 21 de septiembre de 2015

Una pandilla alucinante (1987)

-En 1987, con LOS GOONIES (1985) todavía en el pensamiento de más de alguno, se realizó UNA PANDILLA ALUCINANTE una película que fue estrenada directamente en VHS ya que los productores no tenían mucha fe en lanzarla a la pantalla grande incluso obligaron a sus director Fred Dekker cortar metraje porque no querían que durara más de 90 minutos, tenemos entre nosotros una película que con el tiempo se ha convertido en un clásico de la nostalgia.

-Los habitantes de una pequeña ciudad se ven alterados por la llegada de un extraño personaje y sus acompañantes, quien están decididos a encontrar un amuleto que controla el equilibrio entre el bien y el mal, para desatar todo el mal en la tierra, pero no contara con que “la brigada del monstruo” luchara contra ellos.


-Nos encontramos ante una comedia juvenil, que homenajea a los clásicos monstruos de la factoría de UNIVERSAL que no son otros que Drácula, el monstruo de Frankenstein, la momia, el hombre lobo y la criatura del pantano. Con un guion divertido y con muchos guiños al terror, nos dejamos llevar por las aventuras de un grupo de chicos que fanáticos del cine de terror fundan su propio club para hablar y discutir sobre las películas, quedan para el recuerdo diálogos ingeniosos que con aroma ochentero por los cuatro costados, donde la amistad era el mejor valor para luchar contra el mal (no como los niños de hoy en dia que luchan más por su batería en el iPad)

Chicos,foto de grupo.

-A pesar de no tener unos efectos especiales de última generación pero donde estaba Stan Winston para poner arte en sus maquillaje y sin contar con un presupuesto alto, UNA PANDILLA ALUCINANTE nos deja escenas míticas como la patada en las pelotas al hombre lobo, ese final en la plaza de la iglesia llena de momentos de acción y humor a partes iguales, donde los que más logra es crear una entretenidísima cinta para fans y no fans del terror de todas las edades.

Es lo que hay si quieres un piso en el centro de Madrid.
-Tendremos los típico clichés de la época: El líder de la pandilla, el chico obeso que sufre maltratos en el colegio y se refugia en los comics de terror, el chico rebelde pero modelo a seguir para ser el tío duro del momento, son esas pequeñas cosas las que hacen que destile nostalgia si se ve hoy en dia.Pero no todo va a ser bueno ya que debido a ese corte de 15 minutos que le obligaron a hacer al director, hay muchos enigmas en el guion y escenas con un montón de fallos en montaje (vaso que se llena al momento) y ciertas escenas infantiles metidas con calzador (esa niña disfrazando al monstruo de Frankenstein) que son un poco ñoñas y bobas.

Al de la derecha casi lo fichan...
-En el nivel actoral destacar a Duncan Regerh como un malísimo Drácula, Tom Noonan como el monstruo de Frankenstein y Leonardo Cimino como el Ogro Aleman.Del lado más juvenil del reparto ninguno destaca por encima del otro, ya que todo hacen vale el papel que interpretan y que después ninguno hizo una carrera famosa en el cine (destacar que Brent Chalem que interpreta al gordito Horace murió por pulmonía con solo 22 años).


-En definitiva y resumiendo: Años 80+Los GOONIES+monstruos clásico de terror=UNA PANDILLA ALUCINANTE, película de la que me temo que tocara un remake de aquí a poco tiempo, entretenimiento con palomitas y coca cola que durante su metraje que pasa en un respiro, te unirás a “la brigada del monstruo” en su lucha contra las fuerzas del mal, riéndote e incluso con algún escalofrió…Nostalgia en estado puro.



No hay comentarios:

Publicar un comentario