sábado, 22 de septiembre de 2018

Mister Video: Puppet Master -La venganza de los muñecos- (1989)


André Toulon es un titiritero y el mejor en su tipo. Un día descubre una antiquísima formula egipcia para que los muertos regresen a la vida. Decide utilizarla en sus títeres, que no tardan en convertirse en unas pequeñas bestias asesinas. Al salirse de su control, desesperado, el titiritero comete suicidio. Años más tarde, cuatro psíquicos son enviados a investigar acerca de Toulon y sus demoníacas invenciones para destruirlas. Sin embargo, los títeres harán todo por detenerlos.

Título: Puppet Master -La venganza de los muñecos (Puppet Master)
Género: Terror
Año: 1989
Director: David Schmoeller

PUPPET MASTER es una película que tiene un lugar especial en el corazón de muchos fanáticos del género del terror, ya que tiene un gran valor de nostalgia para las personas que eran jóvenes en el momento en que la vieron por primera vez (yo tendría unos 10-11 años). El simple hecho de que la película tuviera marionetas asesinas fue suficiente para mantener entretenida mi mente de niño. Sin embargo, volver a ver esta película como adulto con una perspectiva adulta hizo que la película mostrara realmente lo que tenia que contar y quizá eso juegue en su contra.


No es sorprendente que las verdaderas estrellas de esta película sean las marionetas. Los titeres son únicos y tienen personalidades individuales a pesar de que no tienen la capacidad de hablar. Tenemos a Blade, una caricatura de Klaus Kinski con rostro fantasmagórico que tiene una navaja y un gancho en vez de manos. Tenemos a Pinhead, el musculoso del grupo que usa su pequeña figura de “Hulk” para estrangular. Tenemos a Tunneler que tiene un taladro monstruoso en la parte superior de la cabeza. También tenemos a Jester que no hace mucho, ya que solo gira la cabeza haciendo diferentes caras dependiendo de la emoción de la escena. Ah, pero qué es un grupo sin una presencia femenina y obtenemos a nuestra marioneta en forma de Leech Woman, una pequeña cosa sexy que vomita sanguijuelas gigantes a sus víctimas. ¿Sanguijuelas gigantes? Me parece un poco exagerado, pero una vez más estoy viendo una película sobre marionetas asesinas. Estos pequeños y geniales personajes cobran vida con unos buenos efectos de stop motion.


Tristemente más allá de los títeres, nos queda una trama muy lenta, malas actuaciones y un protagonista masculino extremadamente aburrido. El resto del elenco es tolerable y algunos de sus personajes son interesantes, especialmente el psíquico que puede contar la historia de cualquier objeto por simple contacto. A pesar de todo, el director David Schmoeller mantiene la película unida e incluso le da un poco de estilo a la película, especialmente cuando la cámara corre por el suelo a la altura de los ojos de los títeres. También le da a la película algunas muertes interesantes, y el que siempre me ha fascinado desde que era pequeño fue cuando nuestra marioneta Tunneler taladra la boca de una chica cuando mira debajo de la cama mientras su amante está vendado y atado a la cama, lo que lo prepara para la matanza de Leech Woman . Los fanáticos de Gore encontrarán pequeñas carnicerías, pero en general esta película es liviana en lo que se refiere a la cantidad de sangre.


En definitiva y resumiendo: PUPPET MASTER es una película de terror por debajo de la media con una trama lenta, un final ridículo y un horrible protagonista masculino, pero es una película de la que todavía y habla debido a la novedad de las marionetas asesinas. Fue un éxito de video tan grande para la productora de Full Moon Pictures que inspiró una franquicia que todavía continúa a día de hoy estrenando películas (la última PUPPET MASTER: THE LITTLE REICH). Eso es toda una hazaña para una película de terror de video de bajo presupuesto y pequeña, pero que el paso del tiempo no ha jugado a su favor, así que mejor me quedo con el pensamiento que tenia de ella cuando era un niño.


No hay comentarios:

Publicar un comentario