Aves de Presa (y la fantabulosa emancipación de Harley Quinn) (2020)


Después de separarse de Joker, Harley Quinn y otras tres heroínas (Canario Negro, Cazadora y Renée Montoya) unen sus fuerzas para salvar a una niña (Cassandra Cain) del malvado rey del crimen Máscara Negra.


Si el lector ve el titulo completo de la última película del DCEU, vemos que se titula AVES DE PRESA (Y LA FANTABULOSA ENMACIPACION DE HARLEY QUINN). La segunda parte del título es quizás una descripción más honesta de lo que es esta nueva película que nos llega en el 2020 y no es otra cosa que el regreso de Margot Robbie interpretando a Harley Quinn. Ciertamente, hay unas “Aves de Presa” en la película, pero sin duda este es un “ego trip” desde el inicio hasta el final del personaje de Quinn en una mezcla de violencia colorida y locura. De hecho, no es hasta el tercer acto que todas las chicas van mano a mano contra un grupo de matones liderados un descontrolado Ewan McGregor, que da vida a Roman Sionis (también conocido como Black Mask) en lo que puede ser su (peor) mejor actuación desde hace mucho tiempo. La nueva película dirigida por Cathy Yan y escrita por Christina Hodson es un desastre en demasiadas ocasiones y a veces tiene puntos brillantes, y francamente, lo digo como un cumplido.


La primera media hora de esta película es demasiado caótica, de lo que le sucedió a Harley Quinn después de sus anteriores aventuras. Está desconsolada después de su relación fallida con el Sr. J por lo que claramente trata ese tema de forma autodestructiva. El comienzo que una gran cantidad de elementos únicos que es un poco desordenada. El guion trae a gánsters malvados, un detective que es tan frustrante para su jefe como Quinn para casi todos los demás, ¿y acaso mencioné a la hiena llamada Bruce? Y luego está el elemento principal (que no pienso explicar). Una vez que llegamos a la esencia de todo, finalmente gira en torno a varios personajes que buscan ese mismo elemento. De hecho, es un poco difícil describir mis propios sentimientos por la película al principio, ya que no estaba exactamente seguro de cómo me sentía sobre lo que ocurría en pantalla, pero básicamente mi cerebro lanzo un mensaje de ¡Peligro, Warner y Dc la están cagando de nuevo! Sin embargo, al final, Quinn y el elenco me convencieron lo suficiente.


Margot Robbie es absolutamente la elección perfecta para hacer de Harley Quinn. Si bien el personaje ciertamente se vuelve un poco más heroico porque es la protagonista y nadie le puede “toser” por encima de ella. Afortunadamente, la actriz aporta tanta energía y encanto a Harley, que es casi imposible resistirse a ella. Al darle la oportunidad de romper la cuarta pared y discutir la estructura enrevesada que ocurre ante nuestros propios ojos, hace que el tono de la película tenga un poco más de sentido. Sin embargo, después de un tiempo, esta característica colorida, locamente estilizada, comienza a sentirse pesada y aburrida. Tener a Robbie casi todo tiempo en pantalla con su personaje, hace que desees un poco de las “Aves de Presa” en vez de escuchar todo lo que piensa en cada momento. En muchos sentidos, la estructura es similar a la película DEADPOOL (2016) aunque Ryan Reynols sabe cómo manejar a su personaje sin que te canses de él y sus bromas y aquí (lamentablemente) ocurre lo segundo. Además, su calificación de NRM de 16 es bastante cuestionable, ya que, a pesar de soltar muchos insultos durante el metraje, su violencia no llega en ningún momento a ser destacable o gore y eso es una pena cuando puedes aprovecharte de esa calificación.


Aparte de Robbie, sin duda para mi lo mejor ha sido Ewan McGregor quien realmente brilla en la película, pero no por el buen sentido. El actor, recién llegado del territorio de Stephen King con DOCTOR SUEÑO (2019), claramente disfruta mucho interpretando al villano. De hecho, su Roman Sioris es muy carismático, pero como villano en si es horriblemente flojo. McGregor trae un poco de extravagancia, mezclada con un encanto loco que hacía que me riera en sus escenas. No puedo decir lo mismo del actor Chris Messina interpretando al asesino Victor Zsasz ya que en ningún momento destaca y me parecía un obstáculo en la pantalla (realmente exceptuando una motivación personal de un personaje, podrían haber borrado al personaje).


Cuando se trata de “Las Aves de Presa”, ellas ciertamente tienen talento. Es especialmente una delicia ver a Rosie Pérez interpretando a la detective Montoya. Además, Smollet-Bell le da un poco de alma a “Canario Negro” (como adaptación del personaje es un suspenso), y la joven Basco agrega un poco de encanto al personaje de Cass. Y luego está Mary Elizabeth Winstead quien ofrece momentos de comedia como “La Cazadora”. La entrega inexpresiva de la actriz es una actuación agradable, pero está muy desaprovechada y casi ni aparece hasta el tercer acto. Como mencioné anteriormente, aunque el título de la película es AVES DE PRESA, la directora y la guionista parecen que solo se quieren centrar en Quinn y no permiten que los personajes secundarios tengan la oportunidad de causar una mayor impresión posible. Es como si en una película de “Los Vengadores” tuviéramos a Iron Man dando la “chapa” y los demás detrás apareciendo de vez en cuando para decirnos: ¿Te acuerdas de mí, soy el dios del trueno lo sabias?


En definitiva y resumiendo: AVES DE PRESA podría haber sido muchísimo mejor de lo que realmente nos ha llegado al final. Tiene un mundo brillante y colorido, a Robbie dándolo todo con su personaje de Quinn, pero sin duda el guion esta muy muy cerca de la misma sensación que tuve con ESCUADRON SUICIDA (2016), con una historia que sí, está ahí pero solo es para darle protagonismo al personaje principal, con un villano lamentable (pero McGregor esta de 10) y con unos personajes que podrían haber dado mucho de sí, pero solo son comparsas en el show de otra. Aparte de eso la directora Cathy Yan no demuestra haber sido la elección perfecta, ya que muestra unos fallos de dirección bastante discutibles, y mas cuando han aceptado que las escenas de acción las rodo el director Chad Stahelski (Co-director de JOHN WICK y director en solitario de las otras dos entregas). Si te gusta el personaje de Harley Quinn seguro que disfrutaras la película, pero tiene muy pocos momentos de lucidez que consiguen que no pase de una nota de suficiente, cuando podría haber sido de notable.

Resultado de imagen de birds of prey 2019 gif

Comentarios